Vongolasd
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas




Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Ir abajo

Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Mensaje por Invitado el 3/9/2012, 7:07 pm

Casting personajes KHR

Ítem 1.

  • 1°) Desde el interior de una única puerta aparece Luce, la dulce líder de los arcobalenos, e invita amablemente al recién llegado a ingresar a la sala de interrogatorios. –Vienes al casting? ¡Adelante, no tengas miedo!- Y con una acogedora sonrisa lo atrae hacia el interior; un cuarto cerrado con solo dos sillas y un foco. La anfitriona toma asiento frente al postulante y le ofrece galletas. -Bueno, comencemos… ¿Puedes decirme tu nombre y tu edad, por favor?-.

    Puntualidad, la piedad de la puntualidad, una virtud que nos lleva a actuar con diligencia; que nos lleva a hacer las cosas que debemos a su debido tiempo y sin dilatarlas. Es descortés hacer esperar a una dama, ¿no es así? Por supuesto que sí. No obstante, el no Guardián de la Niebla Vongola se toma su tiempo para hacer acto de presencia. El comienzo de la dramaturgia pintada de un ordinario interrogatorio sumamente superfluo. Cuando la mujer cruza el umbral de la puerta, la silla que espera al invitado se encuentra desierta. Ciertamente una inesperada dilación, pero necesaria. Aquel momento en que la temperatura desciende y una niebla cargada de oscuridad disipa la claridad del lugar, una peculiar risa aparece sutil e inicua. El eco prolongado helaría hasta el más templado, obstruyendo el sentido de la vista para mantener a la expectativa al aparente amable entrevistador.

    La neblina cesa y con ello, el misterio del enigmático invitado que ahora yace sentado sobre el lugar que le corresponde.— Buonasera, Arcobaleno. —sus ojos se entrecierran y la línea que pertenece a sus labios se curva ladina en señal de cortesía y vanidad silenciosa. No obstante, se permite enfatizar aún más aquel gesto en absoluto modesto y rebosante de convicción al escuchar la palabra miedo. Sus párpados se cierran, por escasos segundos, en ademán de meditación sin perder la sonrisa, volviendo a separarlos y logrando enfocar su vista sobre la mujer que ahora se encontraba ofreciéndole galletas.— ¿Oh? Estoy bien por ahora, muchas gracias. —. Se negó a tomar una de ellas y procedió a responder lo necesario. Divagar no era lo suyo, alardear en un intento de ridícula presunción tampoco iba de la mano con él.— Rokudo Mukuro, 15 años.

  • 2°) Entra a la habitación una jovencita de grandes ojos brillantes y uniforme colegial, quien rápidamente toma asiento donde le corresponde. -¡Ok, entonces ahora es el turno de Haru!– Se animó a si misma al comenzar con lo suyo. Sonriendo amplio comenzó a revisar sus tarjetitas de ideas -Veamos... esta no... esta va para después...- hasta que finalmente logra encontrar la indicada -¡Bien! ¡Aquí está! Haru quiere saber qué cargo ocupa usted en su familia. Seguro es algo super important desu!-.

    Una de sus piernas se cruzo sobre la otra, completamente parsimonioso y relajado. La luz que le enfocaba pretendiendo intimidarlo, tan solo ocasionaba mucha más diversión para él. ¿Acaso no lucía como si hubiese cometido un crimen? Irónico, viniendo de los criminales más repugnantes de todos: La mafia. Sin embargo, tampoco podía jactarse de estar enteramente libre de cargos, y, para ser honestos, no se arrepentía de ello. Asesinar a todos y cada uno de los desmoralizados mafiosos era, si bien, un completo acto del cual enorgullecerse.

    Pudo reconocer a la chica que entró inesperadamente, una de las que siempre acompañaba a Tsunayoshi en sus viajes hacia la fatalidad. Rokudo Mukuro enacarcó una ceja al notar que la castaña buscaba entre tarjetas alguna pregunta que formular. Vaya, que organizada. Esperó escéptico. La pregunta se hizo venir, la cual le ocasionó inevitablemente sonreír.— Kufufu... —Un gesto jactancioso lo describió— Me temo que dicha pregunta me resulta casi indignante. En Kokuyo no existen los cargos. —por supuesto, no mencionaría de ninguna manera a Vongola—. Es despreciable que nos compares con cualquier grupo infecto de mafiosos.«Famiglia, cargos» no, esos eran términos adecuados para asociaciones de la mafia, no para ellos.

  • 3°) Ingresa en silencio y con las manos en los bolsillos Gokudera Hayato, y carraspea al sentarse con una pierna sobre la otra de manera informal -Con esa actitud seguramente das vergüenza a tu familia-. Se cruza de brazos con gesto rudo sobre su pecho -Y como la mano derecha del Décimo, te exijo que me expliques cuál es tu relación con la familia Vongola… ¡Y más te vale que no sean malas intenciones o te las verás conmigo!-.

    Uno más, el perro Vongola, tan rabioso como de costumbre. Ésto estaba poniéndose interesante, sobre todo por la actitud tan desfachatada que convertía sus palabras en un caso irónico y completamente absurdo. ¿Cómo osaba hablar de vergüenza si él era la representación perfecta de cómo darla?— Hilarantemente contradictorio, Gokudera Hayato. —la curva de sus labios se ladeó una vez más, el brillo de su heterocromía no se hizo esperar— Es osado de tu parte atreverte a hablar de dignidad, cuando tú la perdiste hace mucho tiempo. ¿Terminaste ya de lamerle los pies a Tsunayoshi? Porque sigo esperando a que procedas conmigo, siempre quise tener una mascota. —dijo con cinismo, pretendiendo provocarlo. Incluso ya tenía la correa. El gesto del pulgoso pudo ser poesía, digno de la literatura. Tan impertinente como siempre.

    "Que no sean malas intenciones o te las verás conmigo"— Oya, oya. Me fascina la idea —profirió—. Vongola, mi herramienta perfecta para la desinfección. Incluyéndote, no son más que un obsceno títere de provecho.

  • 4°) Ingresa a la sala de interrogaciones el arcobaleno de la lluvia, toma asiento frente al entrevistado y comienza a estudiar cada movimiento del mismo, sin perder de vista ningún detalle. Hecho aquello, decide levantarse y encararlo sin acercarse demasiado. –Me gustaría saber qué tipo de actividades realizas, kora— Preguntó serio, terminando de cruzarse de brazos. —Lo sabes, normalmente ustedes le llaman 'hobbies', kora-.

    Concluyó con una falsa modestia, no pudiendo ocultar del todo la sátira en sus gestos. ¿Qué era ésto? ¿Un desfile de deficientes cretinos? No obstante no le dio demasiada importancia al hecho de que por esa puerta, entraran y salieran personalidades que alguna vez se había encontrado. El turno del Arcobaleno de la Lluvia, interesante. Ésta vez la suma atención que estaba siendo recibida por parte de éste, le hizo sentirse curioso, pero al mismo tiempo no logró inmutarse. La nula intimidación que el arcobaleno pretendía provocar en Rokudo le hizo tomar el acto como algo llanamente cómico. Cuando se vio encarado, no se movió siquiera un poco.

    No, yo lo llamo profesión. Asesinar, jugar con sus mentes hasta que su cordura se sienta amenazada y no pueda más. No mover un sólo dedo y lograr que mi presa estalle de desesperación, acabando con su propia vida ante la falta de opción.

    Y sonrió, pérfido y satisfecho.

    Kufufu... también me gusta la literatura clásica.

  • 5°) Tras una breve espera entra abruptamente a la sala de interrogaciones Superbi Squalo, comandante en jefe del escuadrón varia, derribando la puerta con una patada de la forma mas escandalosa posible. -¡Vrooooooi!– Su portentosa voz resuena por toda la habitación. El espadachín trae tanto sus ropas como su espada salpicadas con sangre fresca, y apunta al entrevistado con el filo de su arma a tiempo en que patea la única silla disponible. -¡Vas a decirme para qué mierda es bueno en batalla, y vas a decírmelo ahora si no quieres que te ponga a prueba en este mismo momento y te abra el estómago!-.

    El silencio predominaba en el lugar, excepto por los gruñidos de Gokudera Hayato y los repentinos hipidos de la castaña indecisa. La mediocre tranquilidad que se aspiraba en el ambiente se vio abruptamente interrumpida ante la intromisión del Varia más ruidoso de todos. Rokudo le miró blandir su espada con total furia. Irascible, patético. Apesta a asesinato.— ¿Hm? —apenas era distinguible el significado de la frase que el hombre literalmente escupió. De acuerdo, no podía esperar demasiado de alguien de su calaña. Mukuro rió por lo bajo antes de ponerse de pie, desde su lugar y sin avanzar— Me gustaría ver que lo intentes, Superbi Squalo. —no contestó, no merecía la pena contestarle al falto de inteligencia hombre. Pronto la niebla que momentos antes había embriagado el lugar con su lóbrego tono, se hizo presente de nueva cuenta. — Vedere che sono capaci, kufufu... —le habló en el idioma natal de ambos. Sí, jugaría con él un rato.



Ítem 2.

Opción 1: Llega a tus manos un misterioso sobre que contiene una serie de comprometedoras fotografías tuyas y de tu pareja/amante, en donde queda absolutamente claro que aquello se trata de un chantaje ¿Qué haces al respecto? ¿Cómo se lo dices? ¿Qué piensas? ¿De quién provendría el chantaje?

Pareja. No era una definición que conociera o pretendiera conocer. No por ahora. Poco asiduo a cualquier tipo de relación, el sobre que tenía en su mano podía ser considerado una burla. Sí, ya que de acuerdo a su definición de relación, debieron ser más inteligentes si pretendían jugar con él y perjudicarlo —si eso era lo que realmente pretendían—. Quizá el objetivo de dichas fotografías era hacerlo jactarse de sus habilidades. Porque, ¿qué significado tenía la palabra relación para un hombre como él? Simple, una sublime quimera de la cual no se da el lujo experimentar. No por falta de estabilidad en su carácter, sino por falta de interés.

Rokudo Mukuro estaba y estaría siempre libre de ataduras, jugando con su antojo con aquellos a los que consideraba dignos de llamar su atención. Podía poner muchos ejemplos, empezando por Sawada Tsunayoshi. Era sumamente sencillo llegar hasta él y tocar su corazón, un sujeto noble y débil cuando del tema se trata. Su inexperiencia y falta de determinación hacen de él una presa fácil; distinto es cuando se trata de pelear, no obstante, poca ventaja tiene el líder Vongola cuando intentas acorralarlo y convertirlo en tu amante. Por otra parte, Hibari Kyoya, exquisito manjar, platillo fuerte. Con él no se puede dudar. Si te descuidas podría asesinarte, sin embargo para Rokudo se trata de un simple juego sexual. Kyoya es un animal salvaje al cual es terriblemente divertido intentar domar. Podría poner más ejemplos pero pecarían de carencia de importancia. Chrome, su dulce Nagi. Quizás el único ejemplar al que a pesar de todo no intentaría corromper.

Y bien, siendo así, se preguntaba quién habría sido el ser con poca resolución mental para pretender intimidarlo con tal estupidez. Reveladoras fotografías con todos y cada uno de los afortunados que compartieron algún acto sexual con él. En un principio se mostró pensativo, intentando formular cuál era el objetivo de dichas fotografías. ¿Honrarlo? ¿Recordarle el momento? ¿Acaso uno de ellos estaba suplicando por más? Hubiese sido una exitosa deducción de no ser por el intruso que osó llegar silenciosamente y comerse su chocolate.

Se hallaba sentado sobre su sillón preferido, cruzado de piernas y bloqueando su visión hacia el frente con el montón de fotografías que había recibido. Es por ello que no pudo percatarse de que aquél enano se encontraba ya a su lado, viendo las fotografías con una expresión neutra. Hasta que un "Uoh, shisou, ésta me gusta. ¿Cómo pudo hacer eso? A mí me dolería, desu." se hizo presente. Así, separó la vista de las fotografías y viró hacia el niño. Una vena saltó levemente en su sien ante la interrupción, no obstante, prefirió sonreír nuevamente y cerrar los parpados por unos segundos.

¿Oya? ¿Y te dolería así? —atravesó el sombrero del niño con la pluma que tenía cerca, rozando su frente. Sí, quizá no demasiado lastimero pero necesitaba un golpe inmediato.
"Cht, ya arruinó mi sombrero, maestro indecente". Es más divertido de lo que parece, Fran. Si hubieras sido más obediente no habría necesidad de castigarte. No te ordené que acabaras con mi chocolate. —le regañó. Por otra parte, el niño manzana estaba en demasíe entretenido viendo las fotografías.
"Es usted un sucio" bramó.
Otra vena saltó de su sien, su falsa sonrisa titubeó.
Silencio. Si tanto te agradan te tomaré unas también, pero con el tridente atravesando tu garganta. ¿Oh? ¿Será que prefieres que te corte la lengua? —Fran tragó grueso, Mukuro se levantó y las guardó en su bolsillo, dirigiéndose hacia la salida.
Me encargaré de enmarcar ésto.



Ahre, que suripanta. No me dio la gana escoger a uno en particular. Loving the menu, y'a know.


Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Mensaje por Colonnello el 3/9/2012, 8:20 pm

Sólo diré que...

10 en todo. Ortografía, Redacción e IC.

Está por de más decirlo pero...

APROBADO

—Cubo se va a pajear por ahí—
avatar
Colonnello
Hitman
Hitman

Familia/Rango : Arcobaleno

Cantidad de envíos : 1064
Puntos : 1165
Que tan bueno eres follando(?) : 36
Fecha de inscripción : 26/10/2009
Localización : secreto, kora

Volver arriba Ir abajo

Re: Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Mensaje por Superbi Squalo el 4/9/2012, 7:47 am

[¿Cuál es su nombre de user, my lady? ¿La conozco?]

Formato perfecto, calidad maravillosa, inclusive debo agregar un agradecimiento particular por permitirme leer una narración tan completa.
Asume desde ya que tienes 10/10 en todo. Cumples con ambos requisitos también.

Aprobada.
avatar
Superbi Squalo
Tutor
Tutor

Familia/Rango : Varia

Cantidad de envíos : 3249
Puntos : 4174
Que tan bueno eres follando(?) : 154
Fecha de inscripción : 15/10/2009
Edad : 33

Volver arriba Ir abajo

Re: Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Mensaje por Invitado el 4/9/2012, 3:00 pm

Superbi Squalo escribió:[¿Cuál es su nombre de user, my lady? ¿La conozco?]

Yep <3! Vash xD

¡Gracias a ustedes!

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Mensaje por Luce el 4/9/2012, 3:13 pm

Oah, Vash, se te echaba de menos por aquí.

Te doy un 1000.

Aprobada.
avatar
Luce
Hitman
Hitman

Familia/Rango : Arcobaleno

Cantidad de envíos : 1025
Puntos : 1293
Que tan bueno eres follando(?) : 33
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Edad : 25
Localización : En el cielo.~

Volver arriba Ir abajo

Re: Nuevo casting: Rokudo Mukuro.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.